sábado, 18 de diciembre de 2010

Supuestos de las Principales Escuelas Filosòficas

EPISTEMOLOGÍA EN LAS CIENCIAS DE LA EDUCACIÓN

SUPUESTOS DE LAS PRINCIPALES ESCUELAS FILOSÓFICAS


Grupo 3:
Argüello Cleydy
Azuaje Dexi
Mendoza Jesús
Rumbos Marvis.

En la presentación se ha puesto énfasis en la forma que las escuelas enfrentan el problema del conocimiento de los objetos naturales y sociales y en que el investigador debe tener presente que mientras algunas lo tratan con especial referencia al origen del conocimiento (el empirismo y el racionalismo, en particular), otras escuelas lo hacen desde la perspectiva de su esencia, es decir, de la relación entre objeto y sujeto (idealismo, materialismo y realismo) así como también se debe tener en consideración el hecho representado por diversas posiciones intermedias que se dan entre situaciones extremas, que combinan conceptos de unas y otras de estas últimas. Veamos a continuación las escuelas filosóficas: El materialismo es la doctrina (o doctrinas) según la cual todo lo que existe es materia, es decir, solo existe, en última instancia, un solo tipo de realidad que es la realidad material mientras que el Racionalismo se fundamenta en que el conocimiento es propiamente tal cuando tiene necesidad lógica y validez universal y sólo la razón puede permitir decir que una cosa es como es y no puede ser de otra manera. Sólo la razón tiene la capacidad de obtener por sí misma, mediante la deducción a partir de las ideas innatas, otros conocimientos del tipo “todo efecto tiene una causa”, que es evidente pues establece una relación necesaria y tales conceptos reciben el nombre de juicios sintéticos, que por tener su origen en la razón son conocimientos a priori. El Empirismo sostiene que todo conocimiento se basa en la experiencia, afirmación con la cual se opone directamente al racionalismo para el cual el conocimiento proviene, en gran medida, de la razón, en cambio el Realismo en el cual existe el realismo metafísico según la cual las ideas generales o universales, como se decía entonces, tienen existencia real, independientes de ser pensadas o no y el realismo gnoseológico afirma que el conocimiento es posible sin necesidad de que la conciencia imponga sus propias categorías a la realidad. El Idealismo es la escuela opuesta al materialismo y al realismo: en oposición a este último sostiene que los objetos físicos no pueden tener existencia aparte de una mente que sea consciente de ellos. El Positivismo es la escuela filosófica según la cual todo conocimiento, para ser genuino, debe basarse en la experiencia sensible y el progreso del conocimiento sólo es posible con la observación y el experimento y, según esta exigencia, se debe utilizar el método de las ciencias naturales. El Positivismo Lógico está constituido por un empirismo total, apoyado en los recursos de la lógica moderna, una alta valoración de la ciencia y un rechazo también total a la metafísica y al propósito de unificar el lenguaje de las diferentes ciencias con un denominador común en el lenguaje de la física (fisicalismo). También es importante resaltar los postulados de otras escuelas filosóficas como la Fenomenología cuya tesis de Husserl son básicamente dos una para captar el fluir y el contenido de la conciencia debemos limitarnos a describir lo que se presenta en ella, sin dejarnos condicionar por las teorizaciones que pudimos haber hecho sobre ese contenido y la otra es que de la descripción señalada antes, muestra que en el fluir de la conciencia se presentan, además de referencia a objetos concretos referencias a esencias ideales. La filosofía analítica del lenguaje de Wittgenstein que representa aspectos particulares del empirismo y del positivismo lógico, comprende dos concepciones del lenguaje en relación con los objetos de la realidad: La primera de esas concepciones se encuentra desarrollada en su obra Tractatus lógico - philosophicus, publicado en 1922 y la segunda, en sus Investigaciones lógicas, de l933. El objetivo del Tractatus es el de establecer los límites de aquello que puede decirse con significado. Con relación a sus Investigaciones lógicas aquí dice que no pretende teorizar ni explicar nada, salvo describir el fenómeno del lenguaje.

Al respecto, señala que el lenguaje comprende varios juegos lingüísticos, cada uno de los cuales está sometido a sus propias reglas. Los juegos lingüísticos expresan la forma de vida de una comunidad. En los últimos trabajos del filósofo, el lenguaje ya no se concibe como figura de la realidad, sino como un instrumento, como una herramienta. La tarea del filósofo consiste en colocar las palabras en su uso cotidiano, las cuales expresan la forma de vida de la comunidad. Y por última, la Hermenéutica una de las primeras aproximaciones a la hermenéutica actual la hizo Dilthey para quien esta disciplina debe ser el método de las ciencias del espíritu. En ella, la comprensión tiene un carácter objetivo que se dirige hacia las objetivaciones de la vida, es decir, hacia las obras y valores histórico - culturales que pueden ser captados por la vivencia imagen.
Mapa o construcción Mental:












































No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada